January 20, 2019

In today’s gospel, Jesus surprises the family of the bridegroom through his first miracle in the wedding at Cana. The main person instrumental for this act is Mother Mary. This miracle at Cana is the beginning of Jesus’ mission. Mother Mary makes her son to intervene in the lives of the needy with her request. This is the greatest gospel of our times. Because the entire gospel passage is just the summary of “Do to others what you would have others do to you.”

Today’s gospel is an open invitation to all Christians to help the neighbors in need. our mere act of intervention in the lives of the needy may save and transform their lives. When we know that our friend needs our help, don’t wait to his request to act. For reaching out the needy is our Christian obligation. Even our pleasant smile can create miracles in the lives of others. Today we are called to do miracles in our neighbor’s lives through our altruistic acts.

En el Evangelio de hoy, Jesús sorprende a la familia del novio a través de su primer milagro en la boda en Caná. La persona principal instrumental para este acto es su madre María. Este milagro en Caná es el comienzo de la misión de Jesús. María pide que su hijo intervenga en la vida de los necesitados con su petición. Este es el mayor Evangelio de nuestros tiempos. Porque todo el pasaje del Evangelio es sólo el Resumen de “Haz a los demás lo que te gustaría que otros te hicieran”.

El Evangelio de hoy es una invitación abierta a todos los cristianos para ayudar a los vecinos necesitados. nuestro simple acto de intervención en la vida de los necesitados puede salvar y transformar sus vidas. Cuando sabemos que nuestro prójimo necesita nuestra ayuda, no esperes a su petición para actuar. Para llegar a los necesitados es nuestra obligación cristiana. Incluso nuestra sonrisa agradable puede crear milagros en la vida de los demás. Hoy estamos llamados a hacer milagros en la vida de nuestro prójimo a través de nuestros actos altruistas.

Fr. Benjamin Hembrom, TOR